La levedad del ser

La levedad del ser

jueves, 21 de agosto de 2014

PLANETA AZUL; ECOLOGÍA: Carta del jefe sioux Seathl a Franklin Pierce, pr...

PLANETA AZUL; ECOLOGÍA: Carta del jefe sioux Seathl a Franklin Pierce, pr...: MAY MOR   ha compartido por primera vez :   Les comparto esta carta que quizás  muchos ya conozcan, pero no por ello es menos  imp...

Importa muy poco el lugar donde pasemos el resto de nuestros días. No quedan muchos. Unas pocas horas más, unos pocos inviernos más y ninguno de los hijos de las grandes tribus que una vez existieron sobre estas tierras o que anduvieron en pequeñas bandas en los bosques quedarán para lamentarse ante las tumbas de una gente que una vez fue poderosa y tan llena de esperanza. Una cosa nosotros sabemos y que el hombre blanco puede algún día descubrir. Nuestro Dios es el mismo Dios. Usted puede pensar que ahora usted es dueño de él, así como usted desea hacerse dueño de nuestra tierra. Pero usted no puede. Él es el Dios del Hombre. Y su compasión es igual para el hombre blanco que para el hombre piel roja. Esta tierra es preciosa para Él, y hacerle daño a Tierra es amonontonar desprecio hacia su creador. Los blancos también pasarán-tal vez más rápidos que otras tribus-. Continúe ensuciando su cama y alguna noche terminará asfixiándose en su propio desperdicio.